Mercado|11 de junio de 2021

Conor McGregor: De plomero a inversor estrella

Si bien algunos especialistas discuten su título como "mejor luchador de MMA de todos los tiempos", lo cierto es que nadie puede negar su capacidad para generar dinero. 

Por Leandro Rampoldi

 

Las artes marciales mixtas, más conocidas como MMA, se convirtieron en los últimos años en uno de los deportes de mayor popularidad.

 

Las características de la disciplina, deporte de  contacto que autoriza el uso de varias técnicas de pelea y estilos dentro de un mismo combate, hicieron que una gran cantidad de fanáticos de sumarán al furor de la actividad de los luchadores más feroces del mundo. 

 

Tanto es así que, según Statista, consultora dedicada al marketing deportivo, Ultimate Fighting Championship (UFC), organización más grande e importante dentro de la disciplina, pasó de tener una valoración cercana a los US$2.000 millones en 2017 a más de US$4.000 millones a principios de 2020. 

 

La compañía, la cual organiza los combates internacionales más importantes dentro del negocio, recauda aproximadamente $15,8 millones por evento.

 

El emperador, rey, alma y principal motor del auge del deporte tiene un sólo culpable: Conor McGregor.

 

The Notorious, apodo del ex luchador de MMA, fue por más de diez años uno de los peleadores más feroces, inteligentes y carismáticos dentro y fuera del octágono. 

 

 

 

El irlandés, quien anunció su tercer retiro el pasado junio, debutó en 2008 y, a lo largo de su fructífera carrera deportiva y empresarial, se transformó en el símbolo y alma de una disciplina que renació gracias a su presencia y personalidad. 

 

Si bien algunos especialistas discuten su título de "mejor luchador de MMA de todos los tiempos" (terminó con un récord de 22-4), lo cierto es que nadie puede negar su capacidad para generar de dinero. 

 

El luchador, que dio sus primeros pasos en el mundo del boxeo a los 12 años, trabajó la mayor parte de su vida adolescente y adulta como plomero, oficio que le enseñó su padre para que pudiera ayudar económicamente a su familia. 

 

Hoy en día, luego de convertirse en el referente indiscutido de las artes marciales mixtas, McGregor es el deportista mejor pago del mundo. Según Forbes, el irlandés se consolidó como el atleta profesional más rico del planeta por sobre estrellas como Cristiano Ronaldo y Lionel Messi. 

 

 

 

El medio especializado en finanzas, que publicó su lista anual y ubicó en el primer lugar al luchador, informó que McGregor ganó durante el último año 180 millones de dólares.

 

 

 

Además de ser el dueño de tres eventos entre los 10 más comprados de la historia de la televisión, The Notorious invirtió gran parte de su fortuna en diferentes negocios. De la suma informada por Forbes, 158 millones de los ingresos de McGregor en el pasado año se debieron a los patrocinios del luchador y a la venta reciente de la participación mayoritaria de su marca de whisky "Proper Twelve".

 

La empresa Próximo Spirits, conocida a nivel mundial por por ser la mayor distribuidora de José Cuervo— le compró a McGregor el 51% de las acciones de su marca de whisky, lo que le significó  el ingreso de unos 600 millones de dólares. 

 

 

"158 millones de los ingresos de McGregor en el pasado año se debieron a los patrocinios del luchador y a la venta reciente de la participación mayoritaria de su marca de whisky"

 

Su marca de bebida no fue lo único en lo que el luchador supo invertir. En 2017, previo al encuentro Mayweather-McGregor, el irlandés patentó su nombre y apodo para comercializarlos en distintos productos.

 

El luchador presentó en aquel entonces los papeles en la Oficina de Patentes y Marcas en los Estados Unidos para lanzar productos cremas de afeitar, videojuegos, libros, ropa, restaurantes, peluquerías y centros de salud, entre otros. 

 

“El trabajo inteligente paga mejor. Confía en ello”, declaró el peleador sobre cómo ganar su dinero. 

Además, gracias a los ingresos millonarios por sus contratos con Burger King, Reebook, y Beats, entre otros, el irlandés invirtió parte de su fortuna en su propia línea de ropa: "August McGregor". 

 

Por último, el primer luchador en ser campeón en dos divisiones de peso en UFC también invirtió en dos aplicaciones móviles: la MacTalk, almacén de sonidos que permite descargar algunas de las cuotas más célebres del luchador, y la MacMoji, que comprende una colección de emoticonos personalizados.